lunes, 26 de noviembre de 2012

¡ALERTA A LA OPORTUNIDAD! / Amada Portia, Diosa de la Oportunidad y de la Justicia

       Ustedes tienen una oportunidad ilimitada de asistir en el Momento Cósmico de cada hora. Los seres humanos siempre parecen mirar ya sea para atrás al glorioso ayer, o hacia adelante al fulgurante mañana. Dicen: "Si hubiera vivido en esa era cuando la Dispensación de Jesucristo estaba llegando a su clímax, le hubiera facilitado las cosas a esa familia"; o miran hacia adelante al mañana, y dicen: "Cuando me haya desarrollado y madurado mi conciencia, y puesto mi mundo en orden, y cuando haya hecho una cosa u otra, entonces consagraré el balance de mi vida a Dios."
   El ayer ya se fue, y la mayoría de quienes hemos vivido en el ayer, volvemos a repetir los patrones hoy. A menudo el mañana nunca viene. El Eterno Ahora es lo que está a la mano, eso que es suyo para servir mediante el uso de la Vida. AHORA ES LA OPORTUNIDAD QUE ESTÁ ANTE USTEDES. Tal cual ha escrito Nuestra Amada Hermana, "viene en muchos disfraces, no siempre flameando su Luz; sólo la vibración indica lo que hay que hacer que es lo correcto." ¿Entienden?
    ¡Estén alerta a la oportunidad! La oportunidad les toca a la puerta para que ayuden a su prójimo, a la humanidad en general, a Mi Amado Saint Germain en este gran empeño que ha ocupado Su corazón, Su espíritu y Sus oraciones durante incontables centurias. Cada día está colmado con los regalos de oportunidad, y la oportunidad permanecerá por siempre en este universo. Siempre hay oportunidad para que un corazón palpitante progrese rumbo a su realización. Nunca ha existido una conciencia, cuando en su interior voluntariamente desea avanzar, que no se le haya dado la plena oportunidad para realizar tal progreso.
     Amados Míos, recuerden que la Ley de Justicia Cósmica es que a ningún alma se le niegue la oportunidad, ¡cuando esa alma la solicita! A ningún grupo no-ascendido de corrientes de vida se le puede negar oportunidad alguna de prestar el servicio que sea (aún hasta los que parecen fantásticos), ¡si tales personas lo solicitan! Les hemos dado la oportunidad, y ustedes la han aceptado. El servicio que se le ha prestado a quienes han pasado a través del cambio llamado "muerte", así como también a quienes están encarnando actualmente, es prueba de lo que la oportunidad puede hacer cuando se la acepta en el firme choque de manos de la amistad.
     ¡Recuerden! Les doy la oportunidad en el momento en que su conciencia regresa a ustedes cada mañana. Ustedes sienten un corazón palpitante, y dicen: "La oportunidad está conmigo". Gracias y que Dios los bendiga.

Seguidores