sábado, 26 de mayo de 2012

LA SEGUNDA NATURALEZA Y EL ALIENTO, por el Amado Mahá Chohán


         Benditos Hijos de la Luz:
Todos ustedes han oído en distintas ocasiones, la expresión “segunda naturaleza”. Bueno, los seres humanos harían bien en aceptar la “segunda naturaleza” – que es la naturaleza espiritual – enteramente distinta y diferenciada de la naturaleza humana en la que nacieron después de dejar el Reino de Dios. Con esto me refiero a la naturaleza que el ser humano promedio asume al nacer, y que retiene durante el transcurso de su vida – a menos que sea visitado por el Espíritu y literalmente vuelva a nacer. ES A CAMBIAR ESA NATURALEZA QUE YO HE VENIDO. Es para cambiar esa naturaleza que sostengo mi Amor a través de sus vidas, y es al establecimiento de la naturaleza espiritual suya que he dedicado esta porción de Mi Vida – dada libremente.
       La acción vibratoria de los cuerpos internos ha tenido una vida independiente dentro de la conciencia de la humanidad durante tanto tiempo, que cuando el individuo decide comenzar a establecer conscientemente el patrón de esa vibración, precediendo a las actividades del día, dirigiendo la Llama a través del cuerpo mental, emocional, etérico y físico, con toda seguridad experimentará una resistencia a una rata de vibración dictada. Se encuentran entonces con que los cuerpos tratarán de asumir su naturaleza anterior a la primera oportunidad que se les presente, cuando la presión actúa sobre cualquiera de ellos durante el transcurso de las experiencias del día. Es por esto que estoy trayendo a su atención ahora la actividad vibratoria que puede invocarse desde el Espíritu Santo para que entre a sus cuerpos internos y PERMANEZCA como una vibración fundamental constante y pulsante con más poder que cualquier acción acumulada del pasado.
ESTABLECIMIENTO DE LA DISPENSACIÓN CRISTIANA
     Como ustedes saben, durante el Ministerio del Maestro Jesús, Él reunió a su alrededor a cierta cantidad de corrientes de vida que, en los Niveles Internos, se habían consagrado al establecimiento de una nueva era llamada la Dispensación Cristiana. Sin embargo, en el corto lapso de Su Ministerio, ellos no desarrollaron dentro de sí el contacto consciente con su propia Identidad Divina hasta el punto de poder sostenerla cuando Él se ausentara. No obstante, el período de tres años de su Ministerio fue establecido por la Ley cósmica, y al completarse, el logro victorioso de la Ascensión habría de ser la piedra en la punta de la pirámide de una vida perfecta. Así pues, Jesús y la Jerarquía se dieron cuenta de que era necesario darles un ayuda más-que-humana a los discípulos para que pudieran continuar con la gran obra.
   En este momento, Jesús comenzó a hacer los llamados al Santo Confortador (o Espíritu Santo) para que descargara el Fuego Sagrado. Este Fuego, pasando a través de los cuerpos internos, elevaría su acción vibratoria hasta el punto en que pudieran conectarse con las vibraciones sutiles de sus seres superiores; y durante el período del ministerio de ellos, tener esa aceleración de la naturaleza que permitió la firme fundación de la obra de Jesús a través de ellos.

VISITACIÓN DEL ESPÍRITU SANTO
     En la descripción bíblica de la visitación en Pentecostés, las lenguas de Fuego descargadas desde el Espíritu Santo fueron una actividad del Fuego Sagrado, la cual se manifestó en respuesta al llamado de Jesús, y prestó este servicio específico.

   La visitación del Espíritu Santo ha ocurrido en este Planeta no una, sino muchas veces. En la época de los discípulos de Jesús fue una actividad colectiva, pero había ocurrido muchas veces antes de ésa, y fue parte del conocimiento consciente que Jesús tenía a través de experiencias previas en muchas vidas. La solicitud que hiciera para esa dispensación le fue otorgada porque el trabajo de los discípulos era un servicio impersonal para la era entrante. Cuando un discípulo o estudiante solicite de ese modo la oportunidad para realizar trabajos cósmicos y el establecimiento del Reino de la Gran Hermandad Blanca, nunca le será negada. Las lenguas de fuego propiamente dichas pueden constituir una experiencia palpable y tangible en la vida del aspirante.
PODER DE ALIENTO, PODER DE LUZ
            Queridos hijos en el sendero, traten de darse cuenta en sus conciencias de que el Aliento y la Luz del Espíritu habitan en este universo. El indivisible Poder Divino espera anhelante el llamado de los seres no-ascendidos para manifestarse.
      Quisiera añadir aquí que el Aliento es Vida en este mundo físico, y su poderosa y potente fuerza todavía no ha sido utilizada, aunque el ser humano usa toda clase de estimulantes artificiales para aumentar la vitalidad de sus agotados cuerpos y vehículos internos.
     Si ustedes hicieran una práctica de tomar respiraciones profundas desde el Espíritu Santo antes de comenzar la actividad que fuera, atraerían una gran Paz a su conciencia y una gran Iluminación a su mente y cuerpo, ya que YO SOY en ese aliento.
   En Oriente, nadie levanta un objeto pesado sin la cooperación del aliento. Las toneladas de energía gastadas por la gente pesada de Occidente en todos los movimientos del cuerpo físico, sin la cooperación del aliento, es una fuente de asombro a todos los que saben algo del poder elevador que es inherente al aliento. La gente arrastra sus cuerpos de un lado a otro, apenas capaces de moverlos lugar a lugar, porque no hay aliento suficiente dentro de ellos para hacerlos livianos y vibrantes. Esta es la razón del letargo, la pesadez y la depresión en los vehículos inferiores.
   La gente en el sendero espiritual en el Hemisferio Occidental no está consciente del todo de la capacidad que hay dentro del aliento para elevar el alma, la mente y la conciencia a alturas tremendas.
     ¡Piensen en este aliento del Espíritu Santo de Vida! Cuando el aliento fue insuflado en la nariz del ser humano, se dio para ser un poder resucitador, no sólo de su mente sino de todos sus vehículos. Comiencen su día, amados Míos, participando profundamente de este Aliento de Vida. Comprobarán que es un sirviente de lo más cooperador.     
Amor y Bendiciones
EL MAHÁ CHOHÁN

  

Seguidores